Homenaje a la Universidad de Chile campeón de la Copa Sudamericana 2011

por Chiri Amengual



Sobre Chiri Amengual

Porque sin sufrir no vale. Porque hasta el pitazo final no podemos celebrar. Porque nos ha costado todo el doble. Porque nos han celebrado en la cara. Y no una, sino dos veces los archirivales. Porque tenemos el mayor público de asistencia en los últimos cinco años, guste a quién le guste. Porque hubo gente que nunca tuvo la posibilidad de ver a su equipo jugar una final. Porque así se disfruta más. Porque sin todo esto no sería lo mismo. Porque hoy más que nunca es la Universidad de Chile. Porque ya, hace rato, somos Chile.

 

 

 

El robo del '96 no lo olvidaremos
El robo del '96 no lo olvidaremos

 

Está claro, el Barcelona no somos. Las diferencias son muchas y no vale la pena nombrarlas. Desde lo caro del plantel culé hasta el lugar donde se ejerce la localía. Pero en común algo hay y es la sensación en el mundo futbolero por la forma de lograr un resultado. Por el método de llegar a la gloria, no a costa de cualquier cosa. Otros lo dirían, en buena lid. Esta Universidad de Chile ya no juega al pelotazo, a chocar arriba con un delantero alto, fuerte que por lo general no es habilidoso con el balón. Algunos de los que integran esa lista son Nicolás Canales, Nicolás Medina, Sergio Gioino, Mauricio Gómez, Juan Manuel Olivera o Gustavo Canales solo por nombrar algunos. Pero discusiones tácticas las dejaremos para otro momento.

 

De todas formas, gracias por el 4-0
De todas formas, gracias por el 4-0

Se ha dicho que comparar campañas con otros equipos no va a lugar en la palestra futbolística de este país. Que no hemos ganado nada y por ende, todo suma. Una aberración de argumento. Comparar siempre es bueno por lo tanto hagamos el ejercicio. Colo Colo 91 quizás es mucho tiempo atrás y era otra copa, el equipo de Borghi el 2006 va totalmente a lugar y es contemporáneo. Aquí unas leves muestras del recorrido del plantel de Sanhueza y Meléndez (para no nombrar a Sánchez, Suazo, Fernández o Vidal). Primero pasó contra Huachipato, luego fue Coronel Bolognesi dirigido por Sampaoli. Siguieron Alajualense (para no decir Malajualense), Gimnasia y Esgrima de la Plata, Toluca y Pachuca. Desde cualquier punto de vista la categoría de los rivales de turno fueron un chiste. El multicampeón uruguayo Nacional, el equipo de Julio Grondona Arsenal de Sarandí, los gigantes de Río Flamengo y Vasco Da Gama para no mencionar al equipo más ganador del último tiempo con Estudiantes, la Liga fueron parte del trayecto de este difícil, pero hermoso sueño que cada vez se ve más cerca. Antes era una copa de menor categoría, ahí por el 2006 quedó demostrado. Ahora, simplemente, estaban los mejores del continente.

 

Los rivales de Colo Colo 2006
Los rivales de Colo Colo 2006

 

Los rivales de la U 2011
Los rivales de la U 2011

Un camino cansador, de sufrimiento, de alegrías. De jugar tres veces en una semana. Ojo que es lo más normal, el que lo niega o lo usa como escusa es de flojo. Patán. Ojalá, como en las películas, termine todo bien. Con la U campeona, con ese hincha que pagó una barbaridad por ver a su equipo celebrando, con las calles teñidas de azul, con las portadas de los diarios impresas con leones furiosos, con veinte mil personas en Plaza Italia, con la marraqueta más sabrosa que nunca en el desayuno, con un especial esplendoroso de revista El Gráfico. Porque lo importante no es con que se llega a la fiesta, sino con quien se va. Esta vez, porque todo nos cuesta el doble, que esta fiesta no termine jamás, que el carnaval del pueblo azul se desate, que la locura de la familia azul se reproduzca en cada calle, en cada fiesta, en cada alma nacional.

¡VIVA CHILE, VIVA LA U!

El éxtasis que merecemos
El éxtasis que merecemos



11 comentarios sobre “Homenaje a la Universidad de Chile campeón de la Copa Sudamericana 2011”