Tienen Pánico

por Richard Sandoval

Sobre Richard Sandoval

Director en @noesnalaferia y conductor en @RNuevoMundo y @subelaradio. Autor de libros Soy Periférico y Colo Colo ya no es de Chile. Periodista @uchile

Por Richard Sandoval

La UDI y RN le tienen pánico a la Farmacia Popular. Le tienen pánico a que si hoy los vecinos de una comuna pobre pueden acceder a medicamentos reducidos de la avaricia de cadenas que se coluden, mañana tengan ganas de acceder a mercadería sin inflación, a confort sin colusión, a pollos populares, a cuentas de la luz populares y a carnes populares. La UDI y RN le tienen pánico al país que se les viene, a uno que con un haz de luz como la idea del alcalde de Recoleta puede entender que no era tan difícil dejar de seguir dándole poder al poder. Le tienen pánico a que los chilenos se den cuenta que tener derechos es impedir que nos sigan estafando. Le tienen pánico a que los ciudadanos de a pie a los que les regalan lentes para comprar un voto descubran que sus problemas reales son los creados por los mismos que hoy quedan al descubierto. Le tienen pánico a que, en la misma semana en que Chile supo que Eliodoro Matte se lo cagó por once años, una idea antineoliberal como la farmacia popular -que da los medicamentos al costo a la población- tenga una aprobación ciudadana que asusta. Por eso no dejaron entrar a Jadue al Congreso, porque tienen pánico. Tienen pánico porque la posterior denuncia de Jadue al veto tiene casi 20 mil compartidos en Facebook. Y sobre todo tienen pánico porque saben que se les acabaron los argumentos del miedo. Saben que nada van a sacar acusando la idea como la idea de un comunista comeguaguas, porque son chilenos de todas las sensibilidades políticas los que están profundamente de acuerdo con una farmacia popular. Tienen pánico porque incluso la gente que siempre ha creído ser de derecha le encuentra sentido común a que un medicamento que vale mil pesos no se puede vender a treinta mil. Y tienen pánico porque ya son más de 100 los alcaldes que pidieron asesoría para parar su propia farmacia popular, por convicción política o por miedo a perder votos. Tienen pánico porque los ingenuos que les permitieron seguir siendo pinochetistas sin nombrar a Pinochet ya no son ingenuos, porque la vida ya no les permite ser ingenuos. Porque los abuelos se les están muriendo por no poder pagar medicamentos. Tienen pánico porque llega un momento en que ninguna campaña comunicacional puede hacer frente a una necesidad tan humana como el derecho a no morir por no tener plata. Ese es el mayor golpe de la farmacia popular: el haber logrado establecer, luego de tres años de estudio jurídico y trabajo técnico con el ISP y otras instituciones del Estado, que siempre hay herramientas para que lo legítimo sea legal, para que el derecho a la vida no sea violado por el derecho al mercado. La UDI y RN tienen pánico porque se viven días en que un país completo está pensando, transversalmente y casi por primera vez, que no hay ley de mercado que valga más que la suministración de un medicamento a un enfermo. Tienen pánico porque mañana no van a saber qué hacer. Tienen pánico porque se les vienen encima todos los fantasmas de las noches ochenteras en que se preguntaban qué pasaría si alguna vez Chile dejara de estar a sus pies, sometido. Tienen pánico porque ese día está llegando. Tienen pánico porque estas ideas de derechos se van a imponer en el proceso constituyente. Tienen pánico porque sin su democracia no democrática no saben ser demócratas. Y tienen pánico porque ni de delincuencia pueden hablar cuando un portonazo impacta menos que los políticos procesados, que en la UDI baten todos los récords. Tienen pánico porque hasta un niño cree que si Elite y Confort ganaron más de 400 millones de dólares por colusión, y si la Teletón vale 60 millones de dólares, Matte y Ruiz-Tagle deberían financiar las próximas 7 teletones, sin show morboso, para pagar de verdad su crimen social. La UDI y RN tienen pánico porque está llegando el día que nunca pensaron iba a llegar: el día en que la obra perfecta del cerebro de Guzmán y el crimen de Pinochet se iban a esfumar. No por la imperfección del crimen y la obra, sino por el simple peso de la historia, por el siempre renaciente triunfo de la humanidad.




2 comentarios sobre “Tienen Pánico”


  1. Laura Luzanto

    Excelente columna. Absolutamente de acuerdo con lo expuesto. Sus propios alcaldes derechistas quieren replicar la iniciativa de la Farmacia Popular en sus comunas, pero probablemente es para adjudicarse su propiedad intelectual y justicia, mediante el desconocimiento de la población que sucumbe ante la avalancha de medios de comunicación sesgados y derechistas. Nunca dan puntada sin hilo, por algo son ladrones tradicionales y efectivos.

    Homenaje o Repudio: Thumb up 0 Thumb down 0

Deja un comentario